IBM dice que, para ir a la nube, hay que ser flaco

IBM presentó dos mainframes “delgados” preparados para la nube. Se trata del IBM z14 Model ZR1 y el IBM LinuxONE Rockhopper II. Los nuevos sistemas caben en un único marco estándar de 19 pulgadas, y están pensados para ser rápidamente desplegados en entornos de nubes privadas y datacenters de nube.

Las nuevas ofertas de IBM Z e IBM LinuxONE brindan un incremento significativo en capacidad, desempeño, memoria y cache a través de casi todos los aspectos del sistema. El rediseño integral de estos sistemas brinda un crecimiento de la capacidad en un 40% menos de espacio, con un formato estandarizado para que pueda ser desplegado en cualquier centro de datos. Así, el z14 ZR1 puede constituirse en los cimientos de una solución privada de IBM Cloud (https://www.ibm.com/cloud/private), al crear “un centro de datos en una caja” gracias a la co-localización del almacenamiento, la red, y otros elementos en el mismo marco físico que el servidor mainframe.

Las características de los nuevos sistemas incluyen:

z14 ZR1

  • 10% más de capacidad que los predecesores z13, y el doble de memoria (8 TB).
  • Más de 850 millones de transacciones diarias encriptadas sobre un único sistema.

Rockhopper II

  • Una configuración estándar de 19 pulgadas, 50% más capacidad y el doble de la memoria (8TB) que la versión previa.
  • Una infraestructura certificada por Docker para Docker EE con gestión y escalamiento integrados, testeada para más de 330.000 contenedores Docker, lo que permite a los desarrolladores disponer aplicaciones de alto desempeño y adoptar la arquitectura de microservicios sin límites de escala o latencia.

Según IBM, estos nuevos sistemas están diseñados para brindar a los entornos Linux una gran seguridad a través de la tecnología IBM Secure Service Container. Ahora, los encargados pueden tomar medidas para proteger a los sistemas de ataques internos (ya sean usuarios con credenciales de alto nivel, o cibercriminales que las han obtenido de dichos usuarios), así como de amenazas externas, sin cambios en la aplicación. Los desarrolladores de software se benefician al no tener que crear dependencias propietarias en su código para aprovechar estas capacidades de seguridad avanzadas. Una aplicación sólo necesita colocarse en un contenedor Docker para estar lista para un Secure Service Container Deployment, y la aplicación se puede administrar utilizando las herramientas Docker y Kubernetes. Esta capacidad única proporciona una partición lógica segura y el cifrado de todos los datos dentro de esa partición. Los CIOs y los proveedores de servicios pueden proporcionar estos entornos a sus usuarios sin riesgo de comprometer la confianza que tienen, al tiempo que cumplen con las crecientes regulaciones de la industria.

Según los analistas, con el rediseño y la estandarización en el formato físico de los equipos, más su articulación con la nube, IBM pretende llamar la atención de las organizaciones medianas, con un ojo puesto en los startups nacidos en la nube. ¿Lo logrará?

Anuncios

Acerca de aradano

Argentino. Periodista de ciencia y tecnología, escritor de ciencia ficción, fantasía y literatura juvenil.
Esta entrada fue publicada en Hardware, mainframe, Seguridad, servers, sistemas operativos, Telecomunicaciones y etiquetada , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s